Los bomberos irrumpen en la Bolsa de Madrid

Posted on junio 10, 2010 por

0


Esta vez no iban a apagar un fuego, esta mañana un grupo de bomberos de la Comunidad de Madrid irrumpieron en el parqué madrileño para protestar por la mala situación en la que se encuentra el cuerpo. Sin provocar ningún altercado, han entrado en el edificio de la Bolsa de Madrid portando varias pancartas que rezaban: “Los mercados provocan la crisis” y “El ciudadano paga vuestra avaricia”. (El pais.com)

Aquí está ya el primer grupo que pacíficamente y con “dos cojones” entra en la bolsa de Madrid para decir lo que todo el mundo en este país está pensando, que los mercados provocan la crisis y que la pagamos entre todos los ciudadanos, una noticia a la que no se la ha dado la importancia informativa que tiene, quedando demostrado que los medios de comunicación están al servicio de estos mercados y del capital, haciendo de la noticia una pequeña nota en algún periódico, sin ningún tipo de análisis. Mientras este tipo de cosas pasan tenemos un gobierno ( que da igual el color que tenga) que no tiene narices de enfrentarse al capital y parar esta situación de una vez por todas y mirar como dice nuestra constitución por el interés general, tomando medidas que suelen apretar a la gran mayoría de los ciudadanos (subida del IVA, recortes a los funcionarios, congelación de pensiones) mientras muchos de los miembros del gobiernos están cobrando hasta 4 sueldos o pagas del estado, ¿queremos nosotros la mayoría de este país que esto siga siendo así? En fin que aquí queda demostrado una vez más que el sistema en el que vivimos no funciona para la gran mayoría de los ciudadanos y que está siendo perpetuado por unos gobiernos corruptos que solamente trabajan para proteger el capital y convertirnos a todos en los pagadores de las fallas del sistema y esta vez han sido nuestros hermanos los bomberos los que valientemente nos lo han recordado.

Todosuno

Aquí os dejo también un excelente artículo escrito por Freeman al final tenéis un link para ver el escrito original.

La economía española está en llamas y hay millones de personas atrapadas. Los bomberos acuden al rescate

Afortunadamente, en el Cuerpo de Bomberos de la Comunidad de Madrid no sólo hay extraordinarios profesionales, sino también excelentes personas, como las del grupo protagonista del video, que demostrando una gran conciencia social -dentro del intrínseco espíritu de servicio a las personas, propio de su profesión-, han acudido raudos para sumarse a las tareas de extinción del pavoroso incendio que asola el sistema económico español (y mundial). Un fuego salvaje que saben y denuncian que ha sido provocado por los corruptos, por los especuladores y, manejando los hilos, por la misma élite global cuyos representantes se reunieron en Sitges del 3 al 6 de junio, los cuales fueron -ya para siempre- descubiertos y puestos en evidencia para España y para el mundo. Hay ahora, más que nunca, verdaderas opciones de apagar este fuego infame, y de detener a sus autores, auténticos pirómanos de las finanzas y la economía.

Se unen -pues- así estos magníficos bomberos al empeño común de toda una sociedad que se hace más y más consicente cada día de quiénes son los que realmente dirigen de manera criminal la economía, la industria, los organismos internacionales, los gobiernos, instituciones y medios de comunicación masivos, tras las bambalinas de sus cómodos y discretos estatus elitistas, en sus oscuros despachos, mansiones, palacios y búnkers.

Y así, de mañana, estos bomberos de la Comunidad de Madrid irrumpieron en el parqué bursatil, para desplegar pancartas inequívocas y elocuentes que acusaban: “Los mercados provocan la crisis” y “El ciudadano paga vuestra avaricia”. Ellos, como otros miles de funcionarios de este país, han visto recortados sus sueldos, empeoradas sus condiciones laborales, en un paulatino deterioro al que nadie parece poner freno. Y han tenido que ser estas penosas circunstancias las que finalmente han terminado de abrir los ojos a muchos de ellos y a tantos otros miles de personas, acerca de la realidad de un sistema socieconómico mundial que ha sido siempre un “gigante con pies de barro”, una bestia demente y sin escrúpulos que respondía sólo a los abusivos, egoístas y nefastos intereses de los grandes magnates de las finanzas, la banca, la industria y la aristocracia; la pequeña élite del planeta que tiene sojuzgada a la inmensa mayoría de la Humanidad.

Aunque en los primeros compases de la entrada en la Bolsa hubo momentos de tensión con los guardias de seguridad, finalmente imperó el sentido común, pues el grupo claramente iba a manifestarse de forma pacífica e incluso no les faltó buen sentido del humor, en el momento en que uno de ellos soltó una frase antológica, llena de ironía, cuando tranquilizó los ánimos diciendo “No pretendemos entorpecer la economía mundial”. Cedieron así los guardias, conscientes quizás de que la labor de los bomberos esta vez iba más allá del mero deber profesional, para situarse en un imperativo moral, ético, en aras de la justicia material, estando mucho en juego para demasiadas personas. Cuando las leyes no respetan o constriñen o quiebran de hecho la dignidad humana, sometiendo a la población a regímenes que suponen la violación de los derechos fundamentales de los seres que la conforman, tales leyes ya no pueden ser observadas, ni acatadas, ni respetadas. Porque han perdido todo el respeto hacia el ser humano, deviniendo -por tanto- ilegítimas, falsarias, aberrantes.

El más alto concepto de la ley es el de servir al hombre, a la Humanidad, protegiendo y facilitando su mayor bien; no que el hombre sea esclavo de leyes -por ende- arbitrarias y opresoras. Recordemos bien las palabras de Gandhi: “EN CUANTO ALGUIEN COMPRENDE QUE OBEDECER LEYES INJUSTAS ES CONTRARIO A SU DIGNIDAD DE HOMBRE, NINGUNA TIRANÍA PUEDE DOMINARLE.

Autor: Freeman,fuente:   Liberación AHORA

Anuncios
Posted in: Los gobiernos